Arañas camello (Solifugae)

Las arañas camello, que no son arañas en absoluto, son criaturas rodeadas de mitos, leyendas y fama viral. Hay más de 1000 especies diferentes de arañas camello. Estas criaturas son en realidad diferentes miembros de la familia de los arácnidos, en el orden Solifugae, pero no son ni arañas ni escorpiones. También se les conoce como «sólifugos», «arañas solares» y «escorpiones de viento». Siga leyendo para aprender sobre la araña camello.

Descripción de la araña camello

La especie más grande de la familia solifugae puede alcanzar hasta 6 pulgadas de largo, incluidas las patas. Superficialmente se parecen a las arañas, pero parecen tener cinco pares de patas. En realidad, las primeras “patas” son en realidad pedipalpos, que son pequeñas extensiones cerca de la boca que se usan para ayudar en la alimentación. Estas criaturas tienen piezas bucales increíblemente largas, llamadas quelíceros. Cada quelicera tiene una pinza en forma de cangrejo en el extremo, que se utiliza para arrancar el pelo y las plumas de la carroña.

Datos interesantes sobre la araña camello

Las imágenes virales llevaron a estas criaturas al frente de las pesadillas de muchas personas. En realidad, hay una gran variedad de arañas camello con diferentes apariencias y comportamientos. ¡No son tan grandes o aterradores como los medios quieren hacerte creer! Obtenga más información sobre estas criaturas a continuación.

  • Sin veneno: estos arácnidos no van a matar a nadie con su veneno, es decir, porque carecer de colmillos. En lugar de colmillos, tienen quelíceros modificados. ¡Sin embargo, pueden infligir un doloroso mordisco cuando se sienten amenazados!
  • Foot Traffic– Como habitantes del desierto, estas criaturas lidian con algunas temperaturas altas. ¡Una forma común de evitar el sol es buscando sombra! Esto puede llevarlos a seguir a los humanos, que creen que están siendo perseguidos.
  • Comportamiento de diva: tenemos un conocimiento limitado de estas criaturas, porque la investigación puede ser bastante difícil. No se pueden mantener vivos fácilmente en un entorno de laboratorio para realizar investigaciones. El conocimiento de los individuos salvajes varía, pero muchos viven en desiertos inhóspitos que los humanos tienden a evitar.
  • Lucha de “arañas”– Durante la Primera Guerra Mundial, los soldados capturaban arañas camello, escorpiones y otras criaturas pequeñas. Los colocaban en lugares cerrados para alentarlos a pelear y hacían apuestas sobre cuál ganaría.

Hábitat de la araña camello

La gran mayoría de las especies ocurren en desiertos y biomas similares. También se pueden encontrar comúnmente en semidesiertos, matorrales y más. Ocasionalmente, las especies se encuentran en pastizales o bosques. Prefieren vivir en hábitats cálidos y áridos, y suelen evitar las temperaturas frías.

Distribución de la araña camello

Estas criaturas se pueden encontrar en casi todo el mundo. Los únicos continentes en los que no se encuentran son Australia y la Antártida. En términos generales, están restringidas a hábitats desérticos y semidesérticos dentro de los continentes en los que habitan.

Dieta de la araña camello

Dependiendo de la especie, algunas arañas camello son carnívoras y otras son omnívoras. La gran mayoría de las especies se alimentan de termitas, escarabajos y otros insectos y artrópodos. Las especies más grandes se alimentarán de presas más grandes. Como alimentadores oportunistas, comerán prácticamente cualquier cosa que puedan capturar. Algunas presas poco comunes pero registradas incluyen serpientes, pequeños roedores, lagartijas y más.

La araña camello y la interacción humana

No me malinterpreten, cuando una araña camello te muerde, duele. Afortunadamente, no son venenosos y no te matarán. Debido a sus preferencias de hábitat, normalmente no interactúan con los humanos con frecuencia y, por lo general, no representan un peligro de morder en primer lugar. Debido a que los humanos les temen, están sujetos a vilipendios y a que los maten por miedo. Las especies individuales tienen diferentes necesidades o amenazas de conservación.

Domesticación

Estas criaturas no han sido domesticadas de ninguna manera.

¿La araña camello es una buena mascota?

Estas criaturas son bastante difíciles de mantener con vida en cautiverio, por lo que es difícil tenerlas como mascotas.

Cuidado de la araña camello

Diferentes especies tienen diferentes necesidades de cuidado. Se les debe proporcionar un sustrato apropiadamente similar a su hábitat natural, ya sea tierra, arena, mantillo o turba. Algunas especies cavarán madrigueras, por lo que su sustrato debe ser suficientemente profundo para excavar. Todas las especies requieren muchos escondites y una variedad de opciones para retirarse. Pueden ser alimentados con una variedad de pequeños insectos. Las especies individuales tienen diferentes necesidades sociales.

Comportamiento de la araña camello

Con una variedad tan amplia de especies, el comportamiento varía mucho. La mayoría de las especies son nocturnas, principalmente para evitar el intenso calor del desierto. La gran mayoría son solitarios, y solo interactúan con otros con fines de reproducción. Se sabe que algunas especies se canibalizan entre sí o luchan ferozmente cuando interactúan.

Reproducción de la araña camello

Antes de reproducirse, las hembras se sobrealimentan, ya que no cazarán mientras se reproducen. Los machos pueden reproducirse directamente o depositan un paquete de esperma en el suelo y usan sus quelíceros para pasárselo a la hembra. Dependiendo de la especie, la hembra pone entre 50 y 200 huevos. En algunas especies, la madre protegerá los huevos hasta que eclosionen.

Deja un comentario